Visita nuestro archivo

ctr-que-es-ventajas

Cuando se realiza una búsqueda en Google, el primer resultado es el que acapara un alto porcentaje de los clics de los usuarios. Sin embargo, no siempre es así, ya que los titles, las metadescriptions y las URLs suponen un elemento que puede hacer cambiar de decisión al usuario, conquistándolo a través de elementos tanto textuales como visuales.

El CTR -Click Through Rate- es una métrica muy relacionada con este aspecto, ya que se trata de la relación entre el número de clics en un resultado con respecto a su número de impresiones, de visualizaciones por parte de usuarios.

Desde el año 2018 el CTR se ha convertido en uno de los factores que tienen más relevancia a la hora de posicionar las páginas de una web. Por ello, si tienes un proyecto orientado a SEO, es un aspecto que deberás cuidar mucho si quieres mejorar tu posicionamiento de una forma efectiva.

En muchas ocasiones mantenemos que el objetivo principal del SEO es posicionar los resultados de una web en las primeras posiciones, pero realmente, el objetivo final es el de conseguir el clic por parte del usuario; y para ello, mejorar el CTR es esencial.

¿Cómo se calcula el CTR?

Se trata de una métrica realmente sencilla ya que, como decimos, tan solo incluye dos variables diferentes. Tan solo es necesario dividir el número de clics entre el número de impresiones y, el resultado de esta división multiplicarlo por 100.

CTR = (Número de clics / Número de impresiones) X 100

El resultado de esta operación es un porcentaje, por lo que se trata de una cifra realmente representativa del potencial de atracción con el que cuentan tu title, tu metadescription y tu URL. A continuación, te dejamos un ejemplo práctico para que comprendas mejor aún si cabe cómo calcular el CTR.

Ejemplo: Supongamos que la home de tu web cuenta con 5.000 impresiones en Google y, de ellas, ha obtenido un total de 100 clics. El CTR de la home de tu web, por tanto, sería:

(100 / 5.000) X 100 = 2% CTR

No existen porcentajes ideales en función de la posición que ocupe tu web para mejorar el posicionamiento, pero evidentemente, a mayor CTR, mejor posicionamiento y más opciones de obtener clic en tu resultado de las SERP.

¿Dónde ver el CTR de tu web?

Acabas de ver la forma de calcular el CTR de una página de tu web, pero conocerlo es mucho más sencillo, ya que es una métrica que el propio Google nos ofrece. Esto es posible en la sección de Rendimiento de Google Search Console. Además, podrás cruzar esta métrica con otras de interés y sacar información de gran valor relativa a las páginas y palabras clave de tu web.

donde-ver-ctr

Además de esta gráfica con la evolución del CTR de la web, podrás ver debajo de él el CTR obtenido en cada una de las palabras clave que tu página ha sido capaz de posicionar.

De esta forma, a través de Google Search Console obtendrás una información que resulta realmente valiosa para darle un impulso a tu posicionamiento.

¿Cómo mejorar el CTR?

Para mejorar el CTR debemos optimizar en la medida de lo posible todos los elementos de nuestra web que aparecen en la página de resultados de Google. Por este motivo, vamos a ir desgranando uno a uno cada uno de ellos y las claves para su optimización.

Title

El title es probablemente el elemento que más afecta al CTR de tus páginas, por lo que debes cuidarlo lo máximo posible y optimizarlo de una forma equilibrada para atraer al usuario.
– No pasar de los 55 caracteres de longitud.
– Incluir las palabras clave y, a ser posible, situarlas al inicio del title.
Redactarlo de forma atractiva para el usuario.

Metadescription

La metadescription, aunque no es el texto más resaltado por Google, sí es el que permite incluir una mayor cantidad de información textual. Cuando un usuario lea tu metadescription hay habrá leído el title, por lo que no debe ser una repetición, sino que debe tomarse como una segunda oportunidad para convencerle de hacer clic en tu resultado.

Deberás tener en cuenta los siguientes aspectos:
– Incluir palabras clave.
– No sobrepasar los 155 caracteres.
– Incluir una llamada a la acción del tipo “¡Entra ya!” o “¡Consíguelo ahora!”.
Actualizarla periódicamente.

URL

La URL es un aspecto a tener en cuenta también, a pesar de la tendencia de Google a restarle importancia en los últimos tiempos como, por ejemplo, mediante el cambio de color a uno más sobrio y destinado a pasar más desapercibido.

En lo que se refiere a la URL, no debes perder de vista los siguientes aspectos:
– Incluir la palabra clave.
– Organizar de forma correcta los niveles de URL.
– Utilizar breadcrumbs para facilitar la labor a Google.

Otros elementos para mejorar el CTR

Además de los tres elementos principales que acabamos de analizar, también existen otras vías para mejorar el CTR que no se engloban dentro de ninguna de las anteriores. La más importante y efectiva es el marcado mediante datos estructurados, que aporta una información extra a Google para conseguir elementos como:

– Visualización de estrellas de valoración.
– La posición 0 en los resultados de Google.

¡Esperamos tus comentarios!

comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies